dissabte, 14 de maig de 2011

Inhibició del poder militar en delictes comuns

La Vanguardia. Dissabte, 24-08-1935

La autoridad militar se ha inhibido en favor
de la jurisdicción ordinaria de la causa seguida
con motivo de la agresión de que fue víctima
Antonio Amet, encargado de los almacenes
Sepu, con motivo del despido de unos obreros.
También se ha inhibido del robo u mano armada
de que fueron víctimas el día 12 de los
corrientes, en la fuente Maquera, de «Can Baró»,
Enrique Grifol y María Teresa Máximo, a los que
les fueron robados cuanto dinero, joyas y efectos
de valor llevaban por un desconocido que
iba con la cara tapada y armado de una pistola.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada